¿Porque a los hombres les duele después de tener relaciones?

El dolor testicular después del sexo puede deberse a muchas razones diferentes. Si se te pasa rápidamente, no suele ser motivo de preocupación. Sin embargo, si es un dolor persistente, podría ser un signo de algo más serio (1).



¿Los bolas azules te tienen deprimido? ¡Haz que esa dulce liberación se sienta aún mejor con nuestros suplementos para la salud sexual!

Tabla de contenidos

La respuesta corta.

Hay una serie de causas comunes de dolor testicular después del sexo (1):

  • Hipertensión del Epidídimo (bolas azules)
  • Hidrocele
  • Hernia inguinal (hernia escrotal)
  • Prostatitis de Tipo I: Prostatitis Bacteriana Aguda
  • Prostatitis de Tipo II: Prostatitis Bacteriana Crónica
  • Prostatitis de Tipo III: Síndrome de Dolor Pélvico Crónico
  • Varicocele

Hipertensión del epidídimo (Bolas Azules)

La hipertensión epididimaria, también conocida como bolas azules, suele ocurrir cuando un hombre excitado no tiene un orgasmo. Sin embargo, los bolas azules después de las relaciones sexuales o la masturbación también pueden producirse si se retiene un orgasmo durante un largo periodo de tiempo. Esto es así tanto si el orgasmo se retiene intencionadamente a través de una práctica conocida como “edging” como si se retiene involuntariamente a través de relaciones sexuales prolongadas o provocación sexual.


El motivo es que los hombres que se excitan sexualmente experimentan un aumento del flujo sanguíneo hacia el pene y los testículos. El aumento del flujo sanguíneo provoca un aumento de la presión en el pene y los testículos, lo que acaba provocando molestias.


La mejor manera de deshacerse de los bolas azules es eyacular mediante el sexo o la masturbación. Si sigues teniendo dolor testicular después del sexo, generalmente desaparecerá entre 1 hora y 1 día después del sexo. Si sigues teniendo dolor en los testículos más de 1 día después del sexo, debe consultar a un profesional de la salud.


Try Load Boost Today

Better Orgasms | Semen Volume | Sperm Health
 

Hidrocele

Un hidrocele es la acumulación de líquido en las membranas que rodean los testículos, lo que provoca una hinchazón en el escroto. El hidrocele puede producirse después de una relación sexual brusca debido a un traumatismo o una lesión en los testículos.


Los hidroceles son una causa común de hinchazón escrotal y generalmente no causan ningún daño a los testículos. Los hidroceles no suelen ser dolorosos, pero pueden causar molestias si son grandes.


El tratamiento del hidrocele puede no ser necesario si el hidrocele es pequeño, los testículos pueden examinarse fácilmente y la cantidad de líquido se mantiene constante. Sin embargo, se suele recomendar el tratamiento si el hidrocele causa molestias o vergüenza.


El hidrocele puede tratarse drenando el líquido con una aguja (aspiración) o mediante un procedimiento quirúrgico menor llamado hidrocelectomía.


Hernia Inguinal (Hernia Escrotal)

Una hernia inguinal escrotal se produce cuando un tejido, como parte del intestino, sobresale en el escroto a través de un punto débil de los músculos del suelo abdominal o pélvico. La protuberancia resultante puede ser dolorosa, especialmente al toser, agacharse o levantar un objeto pesado. Sin embargo, muchas hernias no causan dolor.


Las hernias inguinales escrotales pueden producirse durante las relaciones sexuales debido a un aumento de la presión intraabdominal combinado con un punto débil de los músculos. También pueden producirse cuando una hernia inguinal existente se agrava con actos sexuales como sostener a la pareja, empujar las caderas, gruñir u otros actos comunes que se producen durante el sexo.


Una hernia inguinal no es necesariamente peligrosa, pero no desaparece por sí sola. Además, pueden dar lugar a complicaciones potencialmente mortales. Es probable que tu médico te recomiende una intervención quirúrgica para solucionar una hernia inguinal que sea dolorosa o que se esté agrandando.


Prostatitis por excesos sexuales

Prostatitis bacteriana aguda (PBA) por relaciones sexuales

La prostatitis bacteriana aguda después del sexo se produce cuando una infección del tracto urinario (ITU) provoca un crecimiento bacteriano en la glándula prostática. Los síntomas incluyen fiebre y escalofríos. También se puede experimentar dolor al orinar y ganas de orinar constantemente o tener problemas para orinar. 

 

Aunque la prostatitis bacteriana aguda solo representa aproximadamente el 5% de todos los casos de prostatitis, requiere un tratamiento médico inmediato, ya que puede provocar una sepsis (3).


Prostatitis bacteriana crónica (PBC) por relaciones sexuales

La prostatitis bacteriana crónica puede aparecer después de las relaciones sexuales debido a infecciones recurrentes del tracto urinario (ITU). Al igual que la prostatitis bacteriana aguda, la PBC se produce cuando las bacterias quedan atrapadas en la glándula prostática. A diferencia de la PBA, la PBC da lugar a infecciones recurrentes que suelen ser difíciles de eliminar.


La prostatitis bacteriana crónica también requiere atención médica inmediata, ya que puede provocar otras enfermedades o la muerte en casos graves (4).


Síndrome de dolor pélvico crónico o SDPC por relaciones sexuales

El síndrome de dolor pélvico crónico (SDPC), también conocido como prostatitis crónica no bacteriana, es el tipo de prostatitis más común (5). Es similar a la prostatitis bacteriana crónica, pero no proviene de una infección bacteriana.


La prostatitis bacteriana y la prostatitis no bacteriana (es decir, el SDPC) suelen diagnosticarse erróneamente la una por la otra y ambas son poco conocidas, difíciles de tratar y causan una serie de síntomas como dolor, problemas urinarios, reducción de la calidad de vida y disfunción sexual. 


El síndrome de dolor pélvico crónico producido por las relaciones sexuales suele deberse a la tensión provocada por el sexo duro, la irritación de los nervios, las lesiones por golpes o los daños provocados por infecciones previas del tracto urinario.


Varicocele

El varicocele es un agrandamiento de las venas del escroto (la bolsa de piel suelta que contiene los testículos). Un varicocele es similar a una vena varicosa que puede verse en la pierna.


Los varicoceles son una causa común de baja producción de esperma y de disminución de la calidad del mismo, lo que puede causar infertilidad en los hombres. Los varicoceles también pueden hacer que los testículos se desarrollen de forma anormal o incluso que los testículos se encojan.


Dado que un varicocele no suele causar síntomas, a menudo no requiere tratamiento. Sin embargo, si experimentas dolor o hinchazón en el escroto, descubres una masa en el escroto, notas que tus testículos tienen un tamaño diferente, desarrolla un varicocele en tu juventud o tienes problemas de fertilidad, entonces, debes contactar a un profesional de la salud.


Hematoma testicular o traumatismo escrotal

Tal vez la causa más común y directa del dolor en los testículos después de las relaciones sexuales sea simplemente un traumatismo en el escroto o en los testículos durante el acto sexual.


Como puedes imaginar, esto significa que tus testículos pueden doler porque se golpearon contra ti o tu pareja durante el sexo. Algunos tipos de BDSM incluso implican infligir dolor (por placer) en los testículos o el escroto. No estamos aquí para juzgar lo que haces para divertirte en tu habitación, ¡pero te recomendamos que tengas cuidado si te gusta esto!


Cuándo acudir al médico por el dolor en los testículos después del sexo

En general, cualquier dolor en los testículos (pelotas) después del sexo que dure más de 12 o 24 horas vale la pena acudir a un profesional de la salud para que te examine.


Aunque el dolor ocasional en los testículos o el escroto puede ser normal y no hay que preocuparse por eso, hay ciertas condiciones de salud más graves que pueden causar dolor en los testículos.


Si sientes dolor o hinchazón en el escroto (saco de bolas), descubres una masa en el escroto, notas que tus testículos (bolas) son de diferente tamaño o tienes problemas de fertilidad, debes contactar a un profesional de la salud.


✔️ Referencias

1. "Blue Balls", A Diagnostic Consideration in Testiculoscrotal Pain in Young Adults: A Case Report and Discussion. doi: 10.1542/peds.106.4.843

2. Ejaculation Frequency and Risk of Prostate Cancer: Updated Results with an Additional Decade of Follow-up. doi: 10.1016/j.eururo.2016.03.027

3. National prevalence of urogenital pain and prostatitis-like symptoms in Australian men using the National Institutes of Health Chronic Prostatitis Symptoms Index. doi: 10.1111/j.1464-410X.2009.08708.x

4. Bacterial Acute Prostatitis by Nathan G. Davis and Michael Silberman, University of Tennessee. Retrieved from https://www.ncbi.nlm.nih.gov/books/NBK459257/

5. Prostatitis. The Cleveland Clinic. Retrieved from https://my.clevelandclinic.org/health/diseases/15319-prostatitis